¡USA TUS TALENTOS!

Al hablar en esta ocasión de los ‘‘talentos’’, me quiero referir al potencial que cada una de nosotras puede tener para llevar a cabo ciertas actividades en nuestros entornos a diario.

En mi vida de cristiana he podido observar como muchas mujeres se pasan todo el tiempo sentada en un banco de su congregación; no participan, no forman parte de ningún ministerio o grupo. Muchas de ellas alegan que no conocen su talento, otras indican que no tienen ningunos y las últimas no dicen nada.

Estas mujeres son cristianas que van a la iglesia a llenarse ellas. Adoran a Dios junto con el ministerio de alabanzas. Se gozan al ver a los músicos tocar, a las danzarinas, al equipo de servicio, de oración, de limpieza, al predicador, maestras de mujeres; en fin, ellas solo reciben, pero no hacen nada en su congregación. Ellas no dan por gracia lo que reciben.

Las iglesias están llenas de personas que no ejercen ni desarrollan el talento que Dios ha puesto en sus manos, o peor aún le dan un mal uso al mismo.

Amiga, si estás en esta condición, en la que actualmente no estés trabajando en nada, no estés desarrollando tu talento, por cualquier cosa que te lo impida, quiero que sepas que Dios te creó con un propósito especial y que eres parte de este cuerpo de Cristo, por tanto, tú tienes una función determinada.

Hay otro grupo que están enfocadas en hacer algo para lo cual no han sido llamadas. Si no cantas bien, para qué quieres estar en el coro de alabanzas, no fuiste creada para desempeñar esa tarea; sin embargo, eres buena dando clases a niños y no te dedicas a eso, que es para lo que fuiste creada. Deja de luchar queriendo tener otros talentos que no fueron hechos para ti. Decídete a usar los tuyos.

Te invito en este momento a autoanalizarte, que mires dentro de ti, que pienses para lo que eres buena. ¿Qué haces bien? ¿Qué actividad puedes hacer con naturalidad y eficacia?; eso que haces bien y que a todos le llena cuando lo haces o te ven haciéndolo, ese es tu trabajo dentro del templo.

Quiero que no te preocupes si tienes vergüenza de que sepan para que eres buena, simplemente hazlo y hazlo para Dios, eso es más que suficiente.

Empieza a utilizar tus habilidades, Dios hará cosas que no imaginas a través de ti. David jamás imagino que por tocar una simple arpa llegaría a donde llegó, o peor aún por usar la onda, esa habilidad tan insignificante para nosotras, pero con ese talento pudo derribar a Goliat con la ayuda de Dios. Entonces, ¿Qué no podemos hacer nosotras con nuestros talentos si Dios está de nuestro lado?

Amiga querida, fuiste creada para servir, no para estar sentada. Fuiste creada para poner el nombre de Jesús en alto a través de esas habilidades que Dios nos ha dado. No esperes más, usa tus talentos, ten un Ministerio A Color.

“Pero el que recibió uno hizo un hoyo en la tierra y escondió el dinero de su señor” (Mateo 25:18)

“Según cada uno ha recibido un don especial, úselo sirviéndoos los unos a los otros como buenos administradores de la multiforme gracia de Dios”. (1 Pedro 4:10)

Por: Tey Abreu

About these ads
Categorías: Ministerio A Color | Etiquetas: , , , | Deja un comentario

Navegador de artículos

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com. El tema Adventure Journal.

%d personas les gusta esto: